------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Este blog pretende ser solamente un espacio donde poder contar cosas, un muro donde escribir ideas, un tablón donde colgar pensamientos. Cosas, ideas, y pensamientos de todo tipo, cosas, ideas, y pensamientos que me interesen y me llamen la atención, y hacerlo por supuesto a mi manera. Es posible que lo que se escriba no tenga mucho sentido e incluso en numerosas ocasiones sea estúpido, y no importa, cada cual es libre de leer o dejar de hacerlo si cree que no vale la pena. Es más, es ésa la verdadera intención. Más que contar el día a día de mi vida lo que quiero hacer es contar el día a día de mis inquietudes, contar todo aquello que antes hacía saber a mis amigos cuando nos veíamos y luego se convertía en tema de conversación y discusión, en debates apasionados. Ahora que no nos encontramos tan a menudo y no tenemos tales oportunidades, la opción de la Red y los blogs puede ayudar a que sigan existiendo tales. Espero que así sea.

------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
SI ENTRAS Y NO COMENTAS ES COMO SI NO ENTRARAS.
------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

viernes, 18 de noviembre de 2011

20N: que vienen que vienen... shhh shhh.

Quedan tan solo unos pocos días para que se celebren las tan ansiadas, por lo menos por parte del PP y desde hace ya mucho tiempo, Elecciones Generales. Las de este año están marcadas por la más que apremiante crisis económica a la que no solo no se le encuentran soluciones sino que cada día que pasa parece empeorar un poco más. De ésta, de la puñetera crisis, todas las formaciones políticas, pero especialmente la que preside Mariano Rajoy, ha estado sacando rentabilidad político-electoral desde sus más tempranos inicios allá por el 2008, y más que apoyar a la causa nacional en la resolución de la grave situación de nuestra economía, todos ellas, todas las formaciones políticas encabezadas destacadamente por el PP, han obstaculizado, con sus constantes críticas muy poco constructivas y su falta de propuestas, a un ejecutivo absolutamente desbordado por la situación interna y la coyuntura internacional. 
Parece que desde la barrera, especialmente los populares, se lo han pasando bomba viendo cómo el gobierno de Zapatero, cual torero desorientado ante morlacos embistiendo por sorpresa y por todos lados, intentaba torear, con menos acierto que más, todo sea dicho, lo que se le venía encima. A los de Rajoy solo les ha faltado vitorear con olés, olés y más olés todos los fracasos, constantes, de las políticas del gobierno (prima de riesgo, ajustes fiscales, etc.), fracasos que son, en definitiva, de todo el país, aunque parezca que los votantes del PP no sufran la crisis; como si aquí no estuviéramos todos en el mismo barco. Mientras que en la mayoría de los países los diferentes gobiernos y sus respectivas oposiciones han cerrado filas como se suele decir y han hecho piña ante el ataque de la especulación ruín y voraz de los mercados, quizá en un gesto más de apariencia, de cara a la galería, que de otra cosa, posiblemente, pero con la clara intención de transmitir tranquilidad y seguridad, aquí, en casa, por el contrario, eso de todos a una no parece estar bien visto por lo que la oposición ha ido generando, aún más si cabe, más división ideológica, social, económica y empresarial, desestabilizando más, y ya es difícil, todo el tinglado que se ha montado y atrayendo la atención, todavía más, hacia la fragilidad española, que quizá no lo sea tanto como se aparentamos hacia el exterior. Así nos ha ido y así nos va.
El PP ha ejercido durante todos estos años de gobierno socialista una labor consecuente con el lugar que ocupan en el parlamento (sentdos frente de ellos, opuestos) y con su propio apelativo, el de oposición. Es decir, durante estos años, pero sobre todo durante los últimos 3, el PP ha ejercido perfectamente su papel: ha opositado. Pero no como hacemos lo profesores y en definitiva todo aquél que quiere ocupar en un futuro un cargo como funcionario, es decir, estudiando y tobre todo  trabajando. No, ni mucho menos. El PP ha ejercido el papel de elemento opuesto, frontalmente si queremos hacernos una idea algo más visual. Ha interpretado  el papel de auténtico obstáculo a todo aquello que desde las filas socialistas se ha intentado hacer, poco y tarde, volvamos a recalcarlo para no despistar al personal. Se ha convertido en una especie de muro, a lo guiñol de Van Gaal, en el que todo ha ido rebotando y del que no ha salido una sola propuesta, ni una pequeña intención de arrimar el hombro y remar todos a una en el terrible chaparrón que nos está cayendo. El PP ha sido además cobarde. Rajoy en el debate electoral no tuvo la valentía de mojarse ni tan solo un poco. No movió ficha y solo se preocupó de protegerse ante los ataques de los socialistas. Y tuvo una oportunidad de oro de dar a conocer su programa electoral no solo a sus votantes sino a todos aquellos que aunque no le voten van a castigar al PSOE de la crisis. De su boca no se ha escuchado todavía una solución realista que pueda encauzar la deriva en la que anda España. Bueno sí, una solución sí que ha dado, la única quizá, pero no la aceptamos como buena, pues obviamente, decir que la solución a la crisis es simplemente crear empleo, no vale, no, señor Rajoy. Eso es prometer castillos de arena.  Se tiene que decir cómo se va a crear ese empleo, de debajo de qué piedras o de qué manga se va a sacar esos 5 millones de puestos de trabajo, que no es moco de pavo.  Todo lo demás es aire.
 Y aún así las encuestas parecen que son más que unánimes y dan como claro vencedor al máximo candidato del PP. Así pues es más que posible que la única propuesta a la crisis planteada en todos estos años por los populares, el cambio de gobierno, la panacea a todos los males, vamos, se materialice en los comicios del próximo domingo. Rajoy, personificando a la mejor versión de Jesús Gil cortador de cabezas de entrenadores y futbolistas como única cura a todos los males, cual Cid Campeador en las anchas castillas, no ha tenido otro objetivo político que descabezar al PSOE y hacerle pagar los platos que aquí se han roto por culpa de muchos otros, para poder ocupar finalmente la tan ansiada presidencia del gobierno. El erre que erre y la política del ataque constante para desgastar ha surtido efecto en el contexto de debilidad económica. El opio del pueblo, el trabajo que promete sin muchos argumentos, su solución a la crisis la tiene, eso sí, bien guardadita en secreto, no le vayan a robar las ideas.  Y mientras tanto la marabunta de votantes desaficionados de la política, cabreados y defraudados, lógicamente, con el gobierno del PSOE que no ha sabido atacar y gestionar la crisis a tiempo, y entusiasmados por las promesas de una vida mejor (?) , con trabajo y salario, (pero qué trabajo, qué salario y qué derechos) van a regalarle cigeamente su voto al PP este domingo aunque no sepan realmente, seguro que no lo saben, cuál es el programa concreto de Rajoy. Da igual mientras cambiemos, dirán algunos, o mientras cree trabajo, alegarán otros. Todo vale.
Rajoy ganará las elecciones y lo celebrará saltando en el balcón de la calle Génova. Entre aplausos y vítores algunas electoras incluso le gritarán guapo! además del clásico presidente. Es lo que tiene la emoción del momento y no se podrá criticar pues muchos de nosotros lo haríamos. Han esperado mucho tiempo para conseguirlo y será por lo tanto lícito. Tendremos nuevo presidente y Partido Popular para rato, cuatro años mínimo y ya veremos cuánto más. Pero lo que está claro es que los recortes sociales llegarán (Ley de dependencia, ayudas de todo tipo a desfavorecidos, recortes de derechos a todo aquello que no se aviene a su concepto tradicional de familia, etc), todos lo sabemos, y se sumarán muchos más recortes laborales y ajustes fiscales a los que el PSOE (y CIU en Catalunya) ya han iniciado como medidas imprescindibles impuestas, en parte, por la UE.
Ante el panorama que se avecina los que somos de izquierdas, sea del grado que sea y tengamos las preferencias que tengamos, estamos fastidiados. Y los que sufrimos la crisis en nuestra propia piel estamos más bien jodidos. Recordamos de qué manera y en qué términos gobernó el PP de Aznar durante aquellas legislaturas y cómo hizo y deshizo a sus anchas gracias a una mayoría absoluta que le respaldaba. Si la cosa ha estado mal hasta ahora agarrémonos los pantalones que se avecina una buena. La única esperanza que nos queda, por lo menos a mí, es que ya que van a ganar por lo menos que no lo hagan con la mayoría absoluta. Que tengan a alguien molestándoles un poco de tanto en tanto y no tengan carta blanca para darle la vuelta a todo otra vez. 
Ojalá me equivoque. Ojalá Rajoy y el PP puedan cerrarme la boca. Ojalá en unos años pueda leer esta entrada y pensar, joder, han cumplido, han mejorado las cosas. Es el único consuelo que me queda, pensando de manera ambivalente, pragmática si queréis, el creer que en poco tiempo la situación laboral y económica mejore. La de todos o por lo menos la mía.

jueves, 6 de enero de 2011

¿Dónde están los niños?

En un día como el de hoy me pregunto dónde están los niños, como se suele decir cómicamente, ande andarán, a estas horas en las que deberían pulular por las calles con inmensas sonrisas, horas en las que  antaño los mocosos inundaban todo con su griterío y sus ilusiones materializadas en forma de juguete, horas en las que ya en el 2011 no se ve, prácticamente, a ninguno de esos niños. y casi ninguno de esos juguetes. Ciertamente el tiempo pasa y las cosas cambian pero es sorprendente cómo en un período de tiempo relativamente corto ciertas tradiciones y comportamientos navideños han dado un giro tan radical de casi 180 grados, aunque nos empeñemos en no querer cambiar otras cosas,  en pleno siglo XXI y globalizados a más no poder, como el horrible Baltasar pintado por ejemplo... ¿es que no hay negros de pura cepa viviendo por aquí que se puedan disfrazar sin dar tanta pena?
Tengo la sensación que los niños ya no juegan con sus juguetes como antes se hacía y no es porque hayan perdido su capacidad lúdica, ni mucho menos, si no porque la crisis por un lado ha minimizado seguramente el volumen de presentes que les han caído y las nuevas tecnologías, por otro lado, que ya no lo son tanto si se habla con propiedad, ha hecho que los regalos de hoy en día, tales como consolas, videojuegos, teléfonos móviles, o ropa de marca, no puedan lucirse en la calle como se podía hacer hace unos pocos años.
Y es que los niños ya no son como los de antes, como los niños que fuimos los que ahora tenemos la treintena. Los niños de hoy en día, y hablando de manera general porque claro está que no todos son iguales, ya no piden algún regalito a los Reyes Magos valorando su demanda en función de su comportamiento anual, no no, nada de éso, ahora los niños EXIGEN a los Reyes Magos miles de cosas sin tener en cuenta cómo se han portado durante el año, independientemente de si lo merecen o no. Simplemente reclaman lo que es suyo por el hecho de ser niño y por el hecho de que los padres deben corresponderles su amor de manera material.
Recuerdo de pequeño cuando teníamos que escribir la carta. Pedíamos una o dos cosas como máximo, aquéllo que más queríamos, y nada más. Luego los mágicos monarcas proveían según sus posibilidades y según su valoración de nuestras acciones. Siempre traían cosas útiles y que realmente nos ilusionaban. Me da pena ver cómo muchos niños abren regalos y regalos, casi de manera profesional destrozando con precisión los envoltorios, miran el juguete en cuestión, esbozan una mínima sonrisa, y van a por el otro a ver qué hay, sin apreciar realmente todo lo que les están regalando. Los niños de hoy en día están tan acostumbrados a tener tantas cosas que no valoran casi nada. Se sobreprotege a los hijos y se les sobremima con los objetos del deseo a más no poder. No es malo, ciertamente, que se les quiera dar lo mejor siempre, pero a cambio de qué?
Recuerdo mis reyes de aquellos años: pelotas de fútbol, siempre, acuarelas y blocs de dibujo, prismáticos, calcetines, y cosas por el estilo. Recuerdo ponerme a pintar a las 7 de la mañana para utiliazar los regalos, lleno de ilusión y entusiasmo. A las 9 de la mañana estábamos todos los vecinos en la calle estrenando los juguetes, cada cual con lo suyo claro, ya fueran coches teledirigidos, He-Mans y Gi-joes, bicicletas y patines, muñecas y cochecitos, etc...
Hoy no he visto niños.

miércoles, 5 de enero de 2011

Hi Füh (mado) rer!

Hay que ver cómo se pone la peña cuando le tocan la moral, los cojones, o en el caso que quiero tratar, los cigarrillos y los mismísimos puros. La nueva ley antitabaco recién promulgada por el gobierno de Zapatero está levantando ampollas entre fumadores, restauradores y propietarios de bares, por un lado, y por otro está siendo ampliamente aplaudida por gran parte de la sociedad no fumadora, que ve, al fin, escuchada una histórica reclamación de sus derechos como no consumidores.
Es totalmente normal y comprensible que la implantación de una nueva ley ponga en pie de guerra a grupos de personas, que por hache o por bé, se vean perjudicados. Es parte natural del proceso legislativo que haya detractores, pero con el tiempo, éstas, son asumidas y aceptadas por todos, hasta el punto de convertirse en algo totalmente habitual en la vida, incluso, de los que a ellas se oponían. Como se suele decir en el ámbito histórico, todo cambio requiere de un proceso de adaptación y asimilación.
Lo que sucede es que en ese intérvalo de tiempo se pueden llegar a hacer o a decir cosas del todo descabelladas. Y es que al parecer, la nicotina que un fumador asimila, si ésta es en altas dosis, puede afectar directamente a la parte del cerebro que genera aquello que llamamos sentido común, como se suele decir  el menos común de los que hay y eso en el afortunado caso que lo haya, claro está.
Para muestra un botón, el del ilustrísimo alcalde de Valladolid, avispado donde los haya, ya que no se le ha ocurrido otra cosa que comparar la persecución que se les hace a los fumadores, debe serlo si se las tiene en cuenta, con la persecución que realizaban los nazis a los judíos. Tal lindeza no hace más que contestar a la llamada que se ha hecho desde los estamentos gubernamentales a denunciar  a la policía, si hicese falta, a todo aquél que no cumplan con la ley. 
Por supuesto, la comparación histórica no tiene ni pies ni cabeza. Parece que simplemente quiere caer en el victimismo más ruín, parecer estar siendo atacado de forma injutsa, con tal de presionar la ley y poder derogarla así. Patético, ciertamente. Si aún quedan judíos supervivientes del Holocausto deben estar poniendo el grito en el cielo ante tales declaraciones. Comparar el miedo, las palizas, las matanzas, las hambrunas y la explotación que éstos padecieron por el simple hecho de ser distintos, con una simple limitación legal a un vicio que es totalmente voluntario y que además perjudica mucho y no sólo al que fuma, es totalmente lamentable. A este señor deberían invitarle a pasar un par de meses en un parque temático rollo Mathaüssen para que sintiera qué es realmente ser perseguido por un país enloquecido por el nazismo. Quizá así, sí que muchos dejarían definitivamente de fumar. 
Habría que decirle al susodicho pucelano que las leyes, y no sólo la antitabaco, están hechas para ser respetadas y susceptibles de denunciar a la policía a todo aquél que no las cumpla. Ya sean infracciones de tráfico, que pueden perjudicar a todos, timos y robos, violencia de género, etc... Creo  que el respetable alcalde no vería con malos ojos que alguien delatara a la policía a un ladrón que trepara por la pared de su regia casa o a un violador que acosara a su hija, no? 
Habría que explicarle al señor que en gran parte de los países europeos no se fuma en espacios públicos desde hace tiempo y la gente que quiere fumar sigue haciéndolo, pero como les manda la ley, y hasta el momento nadie ha muerto por ello. Ciertamente los bares notarán el descenso de fumadores pero igualmente se adaptarán y seguirán teniendo su clientela, ya que en otros lugares tampoco podrán fumar. Es más, seguro que ganan clientes, los no fumadores, que al fin podrán salir a tomar algo, bien duchados y perfumados, y volver a casa igual, sin apestar a nicotina y sin haberse visto obligados a fumar sin haber querido, como hasta ahora venían haciendo.

lunes, 3 de enero de 2011

Qué trabajo!

Se me acumula la faena. Se me acumulan los regalos, en forma de libro, y lo cierto es que aún y tener tiempo para leer, desde hace algunos meses, concretamente desde que dejé de vagabundear por el tren Barcelona arriba y Barcelona abajo, he perdido un pelín el hábito de darle al libro. Ciertamente no hay excusa que valga, pero siempre he sido de leer fuera de casa. Me cuesta bastante concentrarme cuando estoy con la tele y el ordenador enfrente y eso de meterme en la cama con la intención de hacerlo es casi casi un suicidio. 
Pero no puede ser. Ya lleo bastantes semanas sin pasar página y tras las Navidades se me amontonan los libros, los buenos libros, ésos que no se pueden dejar a un lado aparcados, ésos que hay que devorar sin demora alguna tal y como llegan a las manos. Tres títulos ocupan ahora la mesilla de noche: "Las llanuras de tránsito" de Auel, cuarto capítulo de la fantástica saga prehistórica que narra las aventuras de Ayla y Jondalar y que tengo a la mitad, "La caída de los gigantes" de Ken Follet, regalo de cumpleaños que prácticamente no he tocado y que pesa mínimo kilo y medio, y la última gran adquisición, regalo de Navidades, el Premio Planeta 2010, "Riña de gatos", del grandísimo Eduardo Mendoza, un grande donde los haya, que centra su última obra en el Madrid convulso antes de la Guerra Civil.
 Por fortuna dispongo, tras las visitas navideñas de familiares venidos del norte, y las interminables sentadas gastronómicas, de 4 días de tranquilidad y desocupación absoluta para poder pegarles un buen tute a los tres. Para quedarme a solas con ellos, como si se tratara de una cita íntima, y dejar que me hablen y me cuenten todo lo que quieran. Una semanita para disfrutar de ellos tranquilamente mientras sentadito en el Paseo Marítimo de Calafell me puedo tomar un café calentito con el sol del Mediterraneo de fondo. Qué gustazo!

viernes, 31 de diciembre de 2010

Mítico para siempre.

Realizo un alto en el camino en la descripción de las consecuencias de la crisis que venía haciendo hasta hoy. Hoy tenemos que lamentar  la pérdida de uno de los grandes de la música disco de los años 70 y 80. Hablando con propiedad deberíamos decir que desaparece, más que un grande de la música, un grande del baile y del espectáculo discotequero. El mítico bailarín de Boney M murió anoche mientras se preparaban para, una vez más, actuar en una gala de fin de año. Cuántas veces hemos bailado al ritmo de sus espasmos danzarines. Música que no pasa de moda y que espero no deje de sonar aunque él ya no esté. 



Ojalá esta noche, la última del año, se le ofrezca un gran tributo y suenen en todos lados clásicos de la pista como el Daddy Cool.

jueves, 30 de diciembre de 2010

Consecuencias de la crisis (III)

El post de hoy viene a referirse nuevamente, como está siendo habitual en los últimos días, a las consecuencias que la crisis está teniendo, sobretodo en Calafell. Acostumbrados estamos ya a ver por las calles y los balcones carteles de todo tipo anuniando ventas y alquileres diversos cuando la realidad es que no hace muchos años era casi imposible ver por Calafell reclamos de ese tipo, de apartamentos de particulares en alquiler más o menos asequible. En cambio actualmente lo difícil es echar la vista al cielo y no encontrar un fosforito naranja con un número de teléfono. Es la crisis, que aprieta a las segundas residencias principalmente, y obliga a muchos propietarios a intentar a toda costa deshacerse de tales inmuebles.


Han proliferado igualmente los ofrecimientos de trabajadores varios como pintores económicos que hacen presupuestos sin compromiso, asistentas fiables que pueden incluso pernoctar en la residencia del interesado, vendedores de móviles de sospechoso origen vía internet y sobre todo muchísimos compradores de joyas y oro. Dicen los expertos que es el negocio que más ha proliferado en los tiempos de crisis y es comprensible. Con tal de llevarse algo a la boca muchas familias no dudan en empeñar o vender las pocas baratijas acumuladas Navidad tras Navidad que puedan tener por casa. Quien no posee joyas ofrece lo que buenamente puede, como los inquilinos de la portería que aparece en la foto, ya sea para sacarse de encima un armatroste que no hace más que molestar o para sacar unas perrillas extras. Alquilan el piso pero intentan también venderlo al mismo tiempo, y por qué no aprovechar el anuncio e intentar vender el futbolín del niño? Esto sí que es matar varios pájaros de un mismo tiro.

miércoles, 29 de diciembre de 2010

Consecuencias de la crisis (II)

La entrada de hoy, a modo de fascículo coleccionable, es un nuevo post sobre los efectos de la crisis económica que padece este nuestro país y más concretamente su materialización en Calafell. La foto la realicé hace ya un tiempo y no muestra más que una pequeña y escueta inscripción con tipex a modo de grafiti en la pared de la famosa y mítica pollería del mercado de Calafell. Para quien no llegue a leer el texto, este reza así: "Vuestras patatas están muy buenas. Ánimo contra la crisis." 

La franqueza, la simplicidad y al mismo tiempo la ingenuidad del mensaje es un hecho clarísimo, demostrando que seguramente el autor, anónimo en este caso, no es más que un chavalín asiduo al consumo de las patatas fritas, de gran calidad dicho sea de paso, del establecimiento, y preocupado por el futuro de sus patatas como consecuencia de la crisis. Se intuye que el joven en cuestión debe ser un buen estudiante, pues aún y las pocas palabras emitidas no ha obviado las tildes  pertinentes en el están y el ánimo, ni las pausas necesarias con los puntos consecuentes. Posiblemente debe tratarse de un chico, o chica, quién sabe, que no queremos discriminar a nadie, bien aplicado en las lenguas y literaturas.
Además, el mensaje no sólo se queda en el simple halago al tubérculo frito y condimentado seguramente con ketchup y maonesa, sino que quiere transmitir su ánimo y fuerza a los regentes del local para capear la crisis lo mejor posible. Creo que es cuanto menos loable la capacidad empática de muchos jóvenes del municipio y entrañable también su aliento para los más necesitados.

martes, 28 de diciembre de 2010

Consecuencias de la crisis (I)

En este blog ya se ha hablado largo y tendido sobre la crisis y cómo ésta ha afectado sobremanera a gran parte de la sociedad española. Todos sabemos lo duro que ha golpeado a miles de familias de nuestro país y que sus consecuencias se dejan ver en todos los ámbitos de la vida todavía hoy en día. Ahí están las cifras de parados o de deshauciados para hacerse una idea clara de que esto aún no ha acabado aunque parezca que empieza a mejorar.
Aún así, sin la intención de ser redundante en la la temática  pesimista del mal devenir de la economía de España, quiero abrir un pequeño capítulo en este blog sobre la crisis y algunas de sus consecuencias, ya que creo que después de 2 años de coexistencia con ella, es un buen momento para echar la vista atrás y observarla con un poco de perspectiva.
Así pues la primera entrada de esta sección la dedico a mi persona, aunque pueda parecer feo hablar de uno mismo por el simple hecho de hacerlo, pero es lo que hay.

 
La verdad es que aún y las dificulades que existen para encontrar trabajo en este país, yo no me puedo quejar de la suerte que he tenido, aunque valga decir que la he tenido que buscar sin parar. El problema ha sido que en muchos casos ha sido un trabajo precario, en condiciones bastante lamentables o con contratos de escasa duración. En los últimos 18 meses he ejercido 12 trabajos distintos, compaginando en ocasiones varios de ellos al mismo tiempo.
  1. Encuestador para la Fundació Pi i Sunyer.
  2. Informador TDT.
  3. Casa del Llibre.
  4. Pintor.
  5. Recepción Hotel Solimar.
  6. Profesor IES Pau Claris.
  7. Profesor CEIP Carlit.
  8. Barman Salomé.
  9. Mercabarna.
  10. Camarero Terraza Salomé.
  11. Recepción Hotel Manhatan.
  12. Profesor Escola Formació Calafell.
Salta a la vista que tal ajetreo laboral no puede ser sano. No otorga ninguna tranquilidad ni ninguna estabilidad, además de llegar a volver loco a cualquiera. Trabajar más de 18 horas seguidas, empalmando varios de los curros por días enteros, para poder sacar un jornal no es justo, pero es lo que hay. La crisis, la maldita CRISIS.

martes, 21 de diciembre de 2010

Alá no come jamón.

Una de las grandezas que posee el estado de derecho en el que vivimos es que todo aquél que quiera puede manifestar su opinión y su punto de vista libremente, sin tapujos, siempre y cuando  no se ofenda al prójimo, que no siempre se respeta y para muestra el Tomate, o no se utilice la palabra para hacer apología de ciertas ideologías malas malosas, por ejemplo.
Es lo bueno que tiene vivir en un estado democrático en el que el derecho a la libertad, de todo tipo  valga decir, constituye la piedra angular de toda la sociedad. Entre otras cosas por eso mismo nuestro mundo es envidiado y  anhelado. La cuestión es que por momentos uno tiene la sensación que existe un abuso exagerado de este derecho por parte de algunos y a estos mismos se les olvida que los derechos en nuestra gran Carta Magna, la Consti, que ya tiene sus 30 taquitos, no van solos, sino que vienen acompañados de unas obligaciones que debieran cumplirse para disfrutar de los otros. Pero claro, eso de estar obligado a ciertas cosas no mola tanto como disfrutar de las modernas prevendas democráticas. Pero se les olvida que no es una opción y ahí reside parte de la problemática.
La polémica ha saltado en un instituto andaluz, cuando un profesor de geografía, con el que me identifico no sólo por pertenecer al mismo ámbito laboral sino también a la misma especialidad educativa, ha sido denunciado por una madre de un alumno musulmán por discriminar a su hijo en clase. Al parecer, el buen hombre, mientras hablaba de una zona geográfica concreta comentó su clima peculiar, seco y cálido, e hizo finalmente alusión al jamón de altísima calidad que se produce en esa zona como una simple anécdota. Yo mismo, en clase, suelo hacer tales referencias anecdóticas para reforzar los conocimientos del tema en cuestión y como parte de una culturilla general que nunca va mal tener, ni que sea para jugar al Trivial. Sin más pretensión que esa, sin más apología a la extremidad porcina en salazón en estas fechas tan apropiadas para ello, el pobre hombre vio respondida su aportación gastronómica con una queja informal por parte del alumno en estas maneras : - "señor profesor, por favor, no hable del jamón, que es un animal prohibido en mi religión" - a lo que el profesor respondió algo así : " pues chavalote, es lo que hay, estás en España, si no te gusta ya sabes lo que toca" - quizá no con las palabras más afortunadas, está bien aclararlo, pero sí con las razones más sólidas, por lo menos a mi parecer. La sorpresa le sobrevino al profesor cuando  la familia del niño decidió denunciarlo por excederse en sus comentarios y discriminar al niño. 
Increíble pero cierto. Al parecer a partir de ahora nombrar palabras como jamón, chorizo, panceta, cerdo, gorrino o marrano delante de algún alumno musulmán puede llegar a convertirse en algo susceptible de ser denunciado, en algo censurable. Por ello mismo pido disculpas de forma anticipada por si casualmente alguno de ellos es un asiduo lector de este blog y siente atacada su integridad musulmana. Me parece que la reacción de la familia es extremada, exageradísima, un rizar el rizo sin mucho sentido, el dar la  vuelta a los derechos que todos tenemos y convertirlos en la base de un victimismo atroz. Parece ser que a partir de ahora los profesores van a tener que hablar con extrema cautela para no herir sensibilidades, van a tener que morderse la lengua cada vez que hablen y expliquen, sea lo que sea, na vaya a ser que coincida que en clase haya fervientes cristianos que se molesten si se dice que en nombre de Dios se llevaron a cabo cruentas Cruzadas o quealgún que otro judío descarriado ande por ahí y se ofenda si se critica el genocidio que se está llevando a cabo en Palestina.
Creo que la principal obligación de cualquier inmigrante, sea de donde sea y vaya a donde vaya, es, esté escrita o no en la Constitución, adpatarse al lugar que lo acoge. Ello no quiera decir que cambie sus hábitos de vida, sus costumbres, su religión, o su equipo de fútbol, por supuesto que nadie los obliga, pero en ciertos aspectos, en el de la convivencia sobre todo, deberían amoldar, aunque fuera mínimamente, ciertos aspectos. Pienso que no es correcto llegar a un país lleno de derechos y utilizarlos como escudo para protegerse de algo que no ven bien o les parece incorrecto. Si se pusieran cabezones podrían incluso denunciar que se publicite el vino de Rioja o de Ribera del Duero, por ejemplo, unos de las mayores riquezas de nuestro país equiparándose con el buen pernil, por ser bebidas alcohólicas y prohibidas por supuesto en el libro sagrado, o podrían incluso querellarse para prohibir el libertinaje, diriían algunos, que existe en las playas del territorio, otro de los bienes y fuentes económicas esenciales del PIB nacional, por el simple hecho que algunas señoras vayan destapadas y puedan ser admiradas por los ojos de todos, musulmanes inclusive.
Se ha llegado a un punto en el que es posible reclamar y quejarse por todo olvidándose por completo de todo aquello que uno debe estar obligado a cometer por el simple hecho de estar aquí,  sea uno español o sea de fuera. Cosas tan básicas como respetar y no discriminar a las mujeres y sus decisiones, creer en la democracia del estado y  la sociedad, olvidarse de la imposición de todo tipo, soportar la libertad de los otros a ser y pensar como quieren, etc...son obligaciones sin las cuales no deberíamos tener derecho a los derechos. El jamón, el vino, las playas, son elementos intrínsecos de la nación, le pese a quien le pese, y por ello deben respetarse como parte de la cultura hispana.
Para acabar, simplemente evocar un recuerdo acaecido hace un par de Navidades, que ahora lo hago con una sonrisa en la cara pero en el momento de lo sucedido jodió bastante. Escena: mis padres compran con toda la ilusión del mundo un jamoncito para las Fiestas, regalo de la abuela que se ha convertido ya en toda una tradición familiar. Lo guardan en el coche mientras compran otras cosas. Unos marroquíes les hacen tapón en la caja, entreteniendo la cola. Algo raro pasa. Ven en su manera de actuar que algo traman. Pagan y salen a toda prisa. Al llegar mis padres al coche se lo encuentran abierto. La compra ha volado. El jamón también, por supuesto. Eso sí, seguro que sólo lo colgaron para olerlo, lo de probarlo ni pensarlo.

lunes, 11 de octubre de 2010

Jodida la cosa.

Como siempre, qué razón tiene este gran señor que es el Roto! Con su ingenioso humor negro, o negrísimo en ocasiones, demuestra, en este caso concreto, cómo las crisis económicas que azotan de tanto en tanto el sistema capitalista no hacen más que joder a los currelas básicamente y reactivar y de buena manera la economía de algunas grandes empresas, que paradójicamente consiguen hacer su agosto en épocas de vacas flacas, echando a personal que les estorba, contratando a gente muy preparada por cuatro duros y manteniendo precios aún y bajar casi siempre los costes de producción.

Ciertamente nos tienen bien pillados, cogidos por los huevos como se suele decir, y es triste reconocerlo, pero es prácticamente imposible alejarse de este sistema capitalista que nos atrae y nos engulle. No nos queda otra, o nos convertimos en grandes empresarios y apretamos a la peña a más no poder, cosa que hoy por hoy dificilmente va a suceder, o seguimos trabajando por un jornal cada vez más ridículo y denigrante. Y hablando de salarios de mierda, el otro día dieron en la tele, una vez más , Los lunes al sol, durísima peli sobre el paro en los astilleros gallegos, realizada y dirigida por el grandísimo Fernando León y  protagonizada por un no menos enorme Javier Bardem. El film relata a la perfección cuan dura es la vida del precario o del parado y con un humor exquisito nos muestra las peripecias de un grupo de amigos que se las arregla para sobrevivir como pueden y sobre todo las consecuencias, drásticas en muchos casos, que la situación laboral y económica trae consigo. Porque, ciertamente eso no es vivir y muchos de los que estamos sufriendo esta crisis y estos momentos tan delicados nos sentimos identificados.


 Si la momia de Lenin se diera una vueltecita por estos barrios acompañado de unos cuantos bolcheviques y tal... a más de uno de los empresarios que están metidos en la Patronal les daría un sustillo y se lo pensarían un pelín más antes de establecer sueldos bases y complementos. Hijos de puta!

sábado, 9 de octubre de 2010

MC Obama.

La cuestión es criticar y tocar la moral. Si Obama es un tío que cae bien generalmente, independientemente de si se está de acuerdo con sus ideas o no, se le tienen que buscar las cosquillas por todos lados para desprestigiarlo de alguna manera. Es políticia. El juego de enguarrar de mierda al oponente para parecer un poco más limpio uno mismo. Así, le van sacando constantemente de todo: que si vivió en Indonesia, el país con mayor número de musulmanes del mundo, suponiendo eso una posible consideración para con los del Islam y por ende una debilidad para los Iuesei, que si su mujer se pega unas vacaciones de la hostia en España, que si quiere extender, ni que sea mínimamente, la seguridad social para algunos cientos de miles de americanos, etc... Todo lo que haga será criticado, por supuesto, sobre todo desde la derecha republicana. Eso sí, que otros expresidentes hayan provocado guerras injustas e interesadas o inyectasen la sífilis a presos guatemaltecos para experimentar, son cosas sin demasiada importancia, que otros que ocuparon la Casa Blanca le hayan dado a la botella sobremanera, o se les hayan amorrado a la suya haciendo como que se caen quizá tampoco sea tan importante.


Pero lo que riza el rizo es que se metan ya con la música que escucha el pobre hombre. Es lo último. Cuando le preguntaron en la revista "Rolling Stones" sobre sus gustos musicales respondió que en el Ipod lleva de todo. Desde los clásicos del rock hasta alguna ópera. Siendo una revista para jóvenes, añadió, que también escucha rap y hip hop, Jay Z y peña por el estilo. Lo hizo seguramente más por acercarse al público jóven que por declarar abiertamente que le gustan los ritmos street. La cuestión es que muchas de esas canciones hablan de armas y de drogas y por eso mismo se le está crucificando ya. Es que no le puede gustar simplemente el ritmo? el cantante? es que tiene que compartit las letras y sentirse identificado? Yo creo que la gran mayoría de los que puedan leer este blog escuchan música sin saber lo que están diciendo, por el simple placer de disfrutar del ritmo, la melodía, o la buena figura del cantante o la cantante, llámese Beyonecé o Ricky Martin. En su vida privada que cada uno haga lo que quiera, cojones! Que seguro que Sarkozy escucha flamenquito gipsy del bueno y que al Papa de Roma le mola que le atizen con el latiguillo.
Os dejo el vídeo de Lil Bow Wow, el sobrino de Snoop Dog, que ya de pequeñito apuntaba muy buenas maneras el cabrón. No tiene desperdicio el niño y la cara del presentador. Lil Wayne, el que ha provocado el jaleo en cuestión, está en la cárcel, según las últimas noticias. Eso sí, Obama lo visitará próximamente para cantar junto a él y a capella el himno nacional para el día de Acción de Gracias. God Blees America.

martes, 5 de octubre de 2010

Más Barceló.

Miquel Barceló vuelve a protagonizar una vez más, y por supuesto merecidamente, una entrada en el blog. Y no es para menos ya que desde hace unos meses está abierta al público una más que recomendable exposición sobre el artista mallorquín en el Caixa Forum de Barcelona. La restrospectiva, gratuita, muestra obras de la trayectoria del artista desde sus inicios hasta hoy en día. No es que reúna lo mejor de lo mejor de Barceló, pero sí que se pueden encontrar algunas piezas significativas del peculiar y multifacético artista.


Sin lugar a dudas vale la pena darse una vueltecita por la city y acercarse a verla. Puede gustar más o menos, es cierto, pero lo que siempre se suele decir en estos casos, hay que ir a verla con un poquito de información, conociendo el contexto en el que surge su obra, sus intereses, y sobre todo, hay que verla con la sensibilidad propia que siempre se debe llevar uno cuando va a ver una expo sobre arte contemporáneo.Yo personalmente me quedo con las acuarelas, en muchas ocasiones injustamente infravaloradas, de una rapidísima factura y una excepcional instantaneidad. Las que captan animales salvajes son increibles. Las que muestran un paisaje urbano malinés, quizá Tombuctú, son una maravilla. No os la podéis perder.

lunes, 4 de octubre de 2010

Le Tour...ture.

La injusticia de nuestros días no es diferente a la de otras épocas. Ni mucho menos. Quizá sí que es mucho menos cruel y sanguinaria que la de antaño pero no por ello ha dejado de ser arbitraria e inclemente. Quizá la injusticia de hoy en día, la palabra, se ha convertido en algo más frívolo, sobre todo si tenemos en cuenta que solemos aplicar el término injusto en muchas ocasiones a lo largo del día y según como, para temas triviales e intrascendentes, por lo que ha ido perdiendo su auténtico peso. No con ello se quiere dar por sentado que la injusticia en el sentido clásico de la palabra haya dejado de existir, ni mucho menos y que se lo pregunten a miles y miles de personas que no comen en días, pero sí que se aplica con más facilidad en ámbitos más o menos alejados de la auténtica realidad, como el del deporte por ejemplo, y eso hace que se rebaje su dureza y su sentido más estricto.
No obstante, algunos deportes, como el ciclismo, que es sobre el que trata esta entrada, han sido abordados en los últimos años por numerosas injusticias, aunténticas y con letras mayúsculas, de tal manera que ha quedado fuertemente estigmatizado. Han perseguido hasta la saciedad un deporte que es durísimo y debiera ser un monumento al esfuerzo sobrehumano que pueden llegar a hacer algunos hombres. Que se dopan? Quizá sí, muchos de ellos pero no lo gran mayoría. Que es cierto que muchos de los acusados realmente son culpables? Quizá también, pero muchos otros no lo son y su carrera queda automáticamente manchada por una acusación en ocasiones improbada. Por qué se controla con tanta atención este deporte? Por qué se le mira todo con lupa? Es que en el fútbol, en el tenis, o en cualquier otro no se dopan? Por qué un nivel subido de hematocrito o de clembuterol puede hacer que la carrera y la vida de un Chava Jimémez o un Pantani acaben? Lo veo ciertamente incomprensible. Una pasada para con el sacrificio de estos deportistas.


Así que desde aquí, desde este humilde espacio, lanzar un pequeño gesto de apoyo a los grandes campeones de siempre y sobre todo el de ahora. Áupa Contador! Y para que no todo suene tan dramático, un vídeo de la espectacular subida al Tourmalet de este último Tour de Francia.

viernes, 1 de octubre de 2010

Cuatro sentidos.

Esta es una historia impresionante. Una historia de esas que llegan al corazón, de esas que emocionan y hacen saltar la lagrimilla. Es una historia de película o de corto en este caso. Un corto que reboza sensibilidad y ternura y vale mucho la pena ver. A veces hace falta bien poco para hacer algo en condiciones, ni 3D ni leches por el estilo, realismo puro y duro. Es a su vez una historia de las miles que hay en el mundo. Una historia que viven mucha más personas de las que nos podemos imaginar. Incluso personas que no están lejos, justo a la vuelta de la esquina, residiendo en nuestro vecindario, entre nosotros, sobrellevando su duro día a día a nuestro lado pero siendo olvidados y en algunas ocasiones infravalorados por los que los rodeamos.


Esta es una historia que empezó como el regalo de Bodas de Plata de unos hijos a sus padres, ciegos de por vida. Quisieron hacerles saber lo mucho que los quieren a través de un regalo muy especial. Un regalo que eleva los 4 sentidos restantes, olfato, tacto, gusto y oído, al máximo nivel. Un regalo que fue afortunadamente filmado y hoy todos podemos disfrutar. 

jueves, 30 de septiembre de 2010

Cría cuervos.

Los hijos son el mayor regalo que la vida puede hacer a una persona. O por lo menos eso es lo que comúnmente se suele decir cuando se quiere hacer referencia a la prole. Te cambian la vida, dicen. Por supuesto, se dejan de hacer automáticamente miles de cosas desde que los susodichos renacuajos aparecen en escena. Pero aún así, también se dice, compensa, ya que los hijos llenan de vida la casa y el corazón de los padres. Seguramente todo esto es cierto pero no son más que tópicos que se van añadiendo al montón que ya existe sobre el tema y que muy prontamente, lo que son las cosas, varios amigos míos descubrirán su veracidad en sus propias carnes.
La cuestión, a lo que viene la entrada, es que los retoños van creciendo y algunos de ellos lo hacen por la tangente, desviados de la norma establecida por los padres, de sus valores o la ausencia de éstos, según se mire, otorgados por los cabeza de manada. Muchos de ellos se hacen mayores y poco a poco van haciendo lo que quieren. Algunos no sólo hacen lo que quieren sino que llegan a hacer lo que les da la real gana. Desde hacerse piercings y tatuajes sin permiso alguno, fumar tabaco primero y marihuana después, ingerir alcohol en mayor o menor medida, llevar una vida descontrolada basada en la vagancia máxima y el “ni-nieo” e incluso en convertirse en auténticos maltratadores, en lo que algunos sociólogos han venido a llamar niños tiranos. Seguro que todos conocemos algún que otro caso que se le parece o por lo menos se acerca, verdad?
Consejo para los padres: para tener un buen hijo, se le debe dar una buena educación y luego tener suerte para que no salga rana la cosa.
Consejo para los hijos: para ser un buen hijo, se debe recibir una buena educación y tener la misma suerte para no salir rana.
Lo que vaya surgiendo, es decir, cositas como que el niño te traiga como novia a una guarrona y con ello quede desprestigiada toda la familia y las hermanas no puedan ya casarse y tal, se arregla fácilmente con una reunión familiar de lo más civilizada.


miércoles, 29 de septiembre de 2010

Incredíbile.

Aunque está jodidamente maltrecha, la naturaleza aún es capaz de otorgar espectáculos tan magníficos e impresionantes como el de esta tormenta de arena, vista incluso desde dentro. Sencillamente impresionante.



martes, 28 de septiembre de 2010

Se acabó la moratoria.

Se acabaron los problemas. Qué alivio! Y es que al fin parece haber surgido una solución a todos las preocupaciones que tenemos. En estos tiempos de crisis en los que no sólo es difícil llegar a fin de mes sino que es complicadísimo poder tener un trabajo y una vivienda digna, lo que se presupone que se debería tener por naturaleza según la máxima de la Constitución, la nuestra y la de medio mundo, han sido los israelíes los que han dado en el clavo, que no en el blanco, como suelen hacer con los palestinos, aunque suelan ser éstos de tez más oscura que blanquecina.
Anyway, los judíos de la Tierra Prometida han conseguido encontrar la fórmula mágica para acabar con los problemas de vivienda y paro de los jóvenes de su país y de los jóvenes de otros países que quieran unirse a la causa. Sólo se requiere un par de cosas aunque estas sean importantes: convertirse al judaísmo y trasladarse al susodicho país. La conversión religiosa puede ser un tanto dolorosa, y no por el intercambio de fe y la asimilación de los nuevos y complejos rituales, que a muchos no les importará lo más mínimo, igual 5 que 50 dirán, sino porque el exchange en cuestión supone, sobre todo para los hombres, un sacrificio físico importante, pues a nadie le gusta perder su prepucio así como quien no quiere la cosa. Los que ya no lo tienen alegarán en favor de la circuncisión la comodidad y la higiene que conlleva la intervención pero aún así que toquen donde no tienen que tocar no mola nada. Por otro lado el traslado a Israel se aconseja que sea por avión, y si es vía USA mejor que mejor. Se desaconseja totalmente la llegada por vía marítima al territorio palestino a ocupar, no vaya a ser que nos confundan con activistas proderechos humanos y la jodamos antes de entrar.
Una vez allí la cosa está chupá. El Sr. Netanyahu te instruye como soldado raso o francotirador, según la preferencia personal de cada cual y la puntería, te arma hasta los dientes con todo tipo de material Made in Spain en muchos casos, y te da un salario de cojones que muchos Mossos de aquí querrían. Te convierte luego en colono, en judío de pura cepa, un judío luchador por la causa, casi mártir, por la gracia de Dios, el suyo claro, no el nuestro, no nos vayamos a confundir ahora pensando que son el mismo, Dios nos libre, el nuestro en este caso. Misión esencial? espantar a los palestinos. Hacer que se den el piro. Acojonarlos y hacerles la vida imposible. Cosa fácil. Unas cucharaditas de odio racial por la mañana y por la noche, ya sea con las imágenes de los telediarios o las noticias de los periódicos y el “muerte al moro” aparece en tan solo unos pocos días.
Con un trabajo y un sueldo más que digno el problema de la vivienda se solventa con la ocupación de algunos pocos metros del territorio palestino. Un pueblecito aquí, un asentamiento allá, y pim pam, nos montan por la patilla la chavola de la ostia en cuatro días, con vistas al Mediterráneo o al Mar Muerto, como más nos guste. Ciudad de puta madre, a lo americano, con zonas ajardinadas, gente paseando al perrito, heladeros haciendo su ruta, etc. qué más se puede pedir? Que nadie me diga que esto no es un chollo, así que como se suele decir por estas tierras y haciendo gala a las grandes verdades del refranero español, quien no trabaja es porque no quiere.
A ver si en este país aprenden y montan algo así parecido, bien chulo.

sábado, 25 de septiembre de 2010

La Ruta del Dragón.

Nada mejor que retornar al blog, tan injustamente olvidado por mi parte, por todo lo grande, como un campeón orgulloso de lo que tiene que anunciar. Nada como volver al hábito de contar chorradas, día sí día también, con una gran noticia, que no es en este caso tontería alguna. Se reinaugura así, como Dios manda, el No me preguntes por qué que tras un verano movidito entre el viaje a Sri Lanka y el trabajo a destajo del mes de agosto renace nueva y paradójicamente ahora, en otoño, cuando todo se marchita. Qué mejor que volver escribir otra vez en el blog con una noticia de este tipo, con una noticia que no es más que una gran celebración televisiva. Sí señores, para los fieles seguidores que ya lo sabrán, y para aquéllos que no lo son y aún tienen tiempo de engancharse a la aventura, vuelve Pekín Express!
Y este año Pekín Express no toca China por lo que el nombre queda un tanto desvirtuado, pero bueno, la cuestión es que en esta nueva edición se han superado y han montado una ruta asiática guapísima que motiva mogollón. De hecho, Rehana, yo, Rober y Dani llamamos para el tema del casting pero con la de peña que había inscrita en la primera semana sabíamos que no nos llamarían ni patrás! Los afortunados concursantes, que las pasarán canutas, eso está claro, pisarán 5 países : Vietnam, Camboya, Laos, Tailandia e Indonesia. Por si esto no fuera ya motivo suficiente para echarle un ojo cada domingo noche, el programa transcurre en 2 países en los que nosotros hemos estado, Tailandia e Indonesia, por lo que es una obligación no perderse ni un programa.
Para los amantes de la aventura y de los viajes es un programa altamente recomendable. No hay que olvidar, no obstante, que es un reality show y a veces se centra más en los concursantes que en el propio viaje, pero a veces se convierten en un buen aliciente. Os dejo un vídeo con algunas lindeces de los mariposones del año pasado.

miércoles, 22 de septiembre de 2010

Retorno.

Creo que ya es hora de volver, de escribir, de dar la lata con el blog y mis tonterías. Lo de siempre vamos, escribir aquello que se me pasa por la mente, sobre cualquier cosa que llame la atención o simplemente sea mínimamente interesante. Estoy de vuelta.

miércoles, 24 de febrero de 2010

Por fin.

Ya está aquí. Por fin. Y por mucho que pueda llover todavía y por muy siberiano que sea el frío que llegue, la primavera, definitivamente ya está aquí. Después de un invierno tan largo y crudo la verdad es que ya toca. Y no lo digo yo, que de esto sé poco, ni los hombres del tiempo, que suficiente tienen con saber qué tiempo hará mañana, no, nada de eso, lo dice la naturaleza, la auténtica protagonista en este tipo de cosas. Las primeras golondrinas, oh que bequeriano, y los almendros y cerezos llenos ya de blancas flores son muestras inequívocas del cambio. Por fin llega ya el buen tiempo, el calorcete, los días largos... Para que veáis que en este blog no sólo se queja uno.

viernes, 19 de febrero de 2010

La importancia de llamarse Ernesto.

Por muchos es sabido, por no decir claramente que es de sobra conocido y tristemente admitido por todos, por la inmensa mayoría al menos, que la mayor grandeza de vivir en un pueblo no reside precisamente en su privilegiada situación de cercanía a la naturaleza, a la madre Tierra y su aire puro y a todas esas cosas tan ecológicas que están muy en boga hoy en día, ni tampoco en la tranquilidad que suele habitar sus calles, ni siquiera en sus relaciones vecinales más o menos cordiales y cercanas que los caracteriza. No, ni mucho menos, que nadie se equivoque, la ventaja más importante de vivir en un pueblo, la mayor grandeza, reside en el hecho de que el mayor o menor conocimiento y/o amistad que se establece entre sus convecinos, las relaciones sociales interpersonales que diría un sociólogo versado en el tema, pueden servir para abrir muchas puertas al que bien sepa explotarlas. En términos propios de la ciencia dominada por los electricistas o lampistas, que es como más comúnmente se los conoce por estas tierras de tanta construcción y especulación, a todo ese tipo de relaciones beneficiosas y provechosas que se puedan establecer entre los que poseen poder e influencias y los que no, se las suele denominar vulgarmente enchufes.
Así es, queridos amigos y fieles lectores, que a estas alturas muchos ya habrá, lo mejor de residir en un pueblo es que cualquiera, sea quien sea, por el mero hecho de poseer los contactos adecuados, los enchufes, digámoslo claro y sin tapujos desde el principio, y tener la pertinente cara como para utilizarlos sin escrúpulos, desfachatez aclarémoslo también desde ahora, aunque es más la del que los otorga que la del pobre que los utiliza, puede conseguir todo aquello que se proponga. Y es que la impunidad que otorga un municipio, un lugar relativamente pequeño donde todo lo que sucede queda en casa y ya se sabe, los trapos sucios se lavan sólo ahí, en casita, parece ser muy grande. Así politicuchos de pacotilla que ni saben hacer, la mayoría de ellos, la o con un canuto, alardean y se jactan de poder colocar a éste o aquél porque sí, porque es el hijo de tal o el primo de cual y le debe un favor o simplemente porque meterlo en cualquier lado da votos. Es esta, ciertamente, una situación triste e injusta pero real y cruda que se vive cada día en muchos municipios de este país, y para muestra un botón.

Apellidarse Gutiérrez, López o incluso Ramírez en un pueblo como Calafell es igual a no ser nadie o como mucho es lo mismo que ser un simple mortal que hace lo que buenamente puede. Con ello simplemente se quiere decir que para conseguir algo, por norma general, alguien con ese apellido debe ganárselo por méritos propios, con su sudor y esfuerzo como suele decirse, y como debería suceder normalmente. Aunque ciertamente, si se presta buena atención, casos extraños hay también, excepciones podrían ser, de Sáncheces, Núñeces y Romeros en la cúspide de la escala social y política que de esfuerzo y sudores, bien poquitos, como mucho los que llegan tras comilonas de trabajo, por supuesto, basadas en buenas y calientes paellas y vinillos de los mejorcitos, vamos de ésos que calientan bien el gaznate y hacen sudar la gota gorda además de soltar bien la lengua.

Por contra los endémicos y tan arraigados Solés, Ferrés y Romeus (pronunciados correctamente como Sulés, Farrés y Rumeus), apellidos que representan a estirpes de noble y alta cuna, por el simple hecho de serlo, de llevarlos tras el nombre, parece ser que ya tienen prácticamente el cielo ganado. No exagero. Ser uno de ellos en Calafell, y a mucha honra dirán, por supuesto, significa tener asegurado un pan bajo el brazo durante cada uno de los días de su vida. Ya sea porque desde que nacen están bien untados de tierras básicamente, que al cambio del siglo XXI son dinero, acumuladas y heredadas familiarmente, generación tras generación y no sin pocas penas y sufrimientos de ahorrativos y trabajadores ancestros que inauguraron el famoso eslogan de “la pela es la pela”. Y qué culpa tengo yo de tener ese apellido, de tener dinero e influencias, de ser de tota la vida d' aquí, de pura cepa, se preguntarían si nos escucharan. Ninguna, nada más faltaría, deberíamos contestar nosotros. Ser rico o pobre, venir de familia buena o rasa, no depende de nadie y por lo tanto la cuestión no es reprochable ni es, además, lo que desde estas líneas se pretende hacer. Lo que sucede es que muchos de éstos, sin tener pasta, tierras, o fábricas, poseen unas influencias o privilegios que muchos otros, el resto que no nacieron de entre ellos y no llevan esos apellidos de luminoso y parpadeante neón no los tienen y es eso lo que aquí SÍ, y con mayúsculas, se quiere criticar o por lo menos dejar constancia.

El enchufismo es una práctica tan habitual y cotidiana en la villa de Calafell que prácticamente pasa inadvertida entre los ciudadanos. Se ha convertido en algo totalmente normal e intrínseco a la política. A nadie sorprende ya encontrarse al flacucho de toda la vida vestido de policía, porque es vecino del Regidor tal, o al cateto integral, que jamás dejará de serlo, trabajando como regidor en el honorable Ajuntament, al ladito mismo del señor alcalde. Manda huevos que diría Trillo. La resignación de los que lo ven ha generado en una incomprensible pasividad ante la corrupción del sistema, y al final este mismo sistema ha acabado por absorber a los ciudadanos más honrados, y todos, tengan o no tengan esos contactos, intentan ganárselos, es decir, ser enchufados como sea, caer en gracia de alguno de esos desgraciados que se creen alguien importante al que se le debe rendir pleitesía. Hay ganarse las lentejas dirán casi todos, sea como sea. Definitivamente patético pero la cosa tiene miga ya que ellos, esos que se llaman políticos y generan tal situación, se gustan a sí mismos tanto tanto que llegan a creérselo. El negocio redondo de nuestros días, por si no lo sabíais queridos compañeros, es la política, pero la de los pueblos, la barriobajera, la que se ha hecho toda la vida, la de los favores y las comisiones. La que funciona bien y permite montarse chalecitos de los guapos guapos.
Luego que nadie se sorprenda de la inoperancia de servicios como el de la Brigada, abanderados del famoso lema trabajan 2 y miran 5”, o de la existencia de una superpoblación de mandos y altos cargos, completamente prescindibles en la mayoría de los casos, en el escalafón consistorial, que no hacen más que entorpecer el trabajo de los que realmente quieren hacer algo útil y embolsarse, eso sí, su pertinente salario mileurista, ya sea tres mileurista, cuatro mileurista, etc...). Las cosas jamás pueden funcionar bien si se sustentan en un sistema así, en el sistema del amiguismo, en el conocismo, en el sistema que no valora lo que realmente sabe y puede hacer alguien que se presenta a una entrevista de trabajo, en la formación que posee y los idiomas que habla ese alguien, sino que se valora mucho más quién es su padre, qué empresa colaboradora tiene su tío o simplemente qué favor le debe desde hace mucho tiempo el regidor Menganito al padre del susodicho. Triste tristísimo.
Pero de lo triste se pasa a lo esperpéntico cuando, aún a sabiendas de lo que ocurre, de que la plaza X se la llevará el señor Y porque está previsto así, porque así lo acordaron quienes debían hacerlo, el señor A y el señor B, de lo triste se pasa a lo esperpéntico, decía, cuando el tejemaneje en cuestión te lo hacen delante de los morros como si nada, magia potagia que se dice, “eres tan gilipollas que te la cuelo y ni te enteras”, les falta decir a los artistas de turno para acabar de bordarlo. Por Dios, un poco de discreción, que dejen de tomarnos por estúpidos, que cuelen a quien quieran pero que no sean tan descarados. Un ejercicio de ejemplo para ver cómo va la cosa.

Problema de lógica (incluye solución)
: Se oferta una plaza para trabajar en un lugar X de la Casa. Tal plaza está adjudicada, de antemano, siguiendo la regla del dedo, del enchufe. Aún así es obligatorio hacer el paripé, la pantomima, y por ello se inicia, como manda la norma oficial, un proceso de selección. Supuestamente, y sólo supuestamente, se debería buscar a la persona más adecuada para cubrir ese puesto de trabajo aunque sabemos que no es así, el índice seleccionador no suele tener buen ojo con los elegidos, pues sólo valora su genealogía y demás cuestiones ya explicadas. Aún así se cuelga en la Web la oferta, para que todo sea legal, pero se hace sólo durante un período de tiempo muy corto que no permite que muchos interesados puedan presentar sus solicitudes o lo hagan ya a destiempo. Extrañamente sólo se presenta una persona para esa plaza. Casualmente con toda la pachorra del mundo sólo se realiza una única entrevista, a la susodicha afortunada por supuesto, aún y la comisión seleccionadora tener conocimiento de haber más solicitudes a la espera, que obviamente por muy buenas que sean no interesan. ¿No huele bastante la cosa? Sí, mucho y a podrido. El proceso de selección finaliza y tachán tachán tachááán... Adivinen quién se lleva la plaza, con la máxima puntuación, no faltaría más, tanto en lo referido a méritos presentados como en el resultado de la entrevista. Exacto, no se han equivocado. Vaya crack debe ser el tío. Que ojo tiene el que lo ha metido. Rima y todo, que poeta me sale de dentro cuando me hierve la sangre. Pero la cosa no acaba ahí, para acabar de adornarlo todo, y para que no quede la más mínima duda de que todo el proceso es limpio, legal, transparente, público y podría seguir así mucho tiempo, que adjetivos higiénicos similares por este pueblo abundan, cuelgan obviamente los resultados en la Web, para que todo el mundo se entere, para que si quiere, el flamante vencedor se lo imprima y se le cuelgue en el comedor de casa o simplemente lo restriegue por la cara de los demás.

jueves, 21 de enero de 2010

Ojalá no fuera cierto.

o Alí Babá y los cuarenta ladrones.
Como todo el mundo bien sabe la crisis, la famosa y dichosa crisis, está causando estragos a lo largo y ancho de todo el mundo, de Europa, y sobre todo de España, y parece ser que seguirá haciéndolo todavía durante algún tiempo más. Aquí el crak del 2009, que así deberá denominarse de ahora en adelante en los libros de historia y en cualquier charla de bar, y tendremos también, por supuestísimo, que ver cuáles serán sus consecuencias ya que ojo! recordar sólo que las del' 29 fueron los ascensos del Fascismo, entre otras... aquí, decía, la recesión se ha centrado en el sector de la construcción básicamente y en todos los que de éste dependían, pero además, otros sectores, como ya ha sido ampliamente denunciado desde este espacio y desde líneas como estas, también han sido alcanzados por el maldito pinchazo económico, tales como la Sanidad y sobre todo la Educación, que es el que me afecta y por eso del que ya he hablodo y en el que me centrado en otras entradas (Véase "Meretrices de la Educación").
Así pues, viendo el percal económico y laboral en el que nos encontramos, lo más razonable es, ante las perspectivas laborales futuras poco alentadoras, ponerse a buscar trabajo, echar currículums, hablar con antiguos contactos, con conocidos, con quien sea, para ver si hay algo en lo que se puede trabajar. Desafortunadamente la cosa está bastante chunguilla.
Aún así cuando uno menos se lo espera, en cualquier momento y en cualquier lugar, pongamos un martes por la noche en el Harvest con una estupenda, fresca y saludable Paulaner en mano, y dejemos el tema que no estamos hoy aquí para loar las grandezas del grandioso zumo alemán, puede surgir la oportunidad deseada, aunque esta no sea, ciertamente, gran cosa, una media jornada, pero bueno, algo es algo. Con mis señas en mente, me comentaron que podía entregar un currículum en el SAC, el Servei d' Atenció Ciutadana de Calafell, para poder entrar en la bolsa de trabajo y así ellos, la empresa en cuestión, poder contratarme si no hubiera mejores candidatos, que no los habrían, y disculpad mi poca modestia, no por lo menos mejores, iguales quizá, pero mejores seguramente no.
A ello me dispuse tan pronto como pude y me presenté en el SAC bien tempranito el día 28 de Diciembre, casualmente el Día de los Inocentes, el día de las bromas, de las llufas... ya sabéis. Y cual fue mi sorpresa cuando, tras entregar todos los documentos pertinentes, como si no me tuvieran fichado ya, eso es otra cosa pero bueno, la chica, muy seria y amablemente me comentó que tenía que pagar 15 euros y algo para poder tramitar todo aquéllo. Obviamente me quedé de piedra, estaba flipando e inmediatamente pensé que me estaba tomando el pelo, que era una inocentada, que quería ser la primera graciosa de turno. Pero no. Siguió muy seria e imperturbable y me comentó, ante el interrogante que formaba mi cara, cuerpo, y presencia entera, que era una nueva disposición de la honorable institución de l' Ajuntament, una nueva legislación que obliga a todo el que quiera inscribirse en la bolsa de trabajo a pagar una cantidad X de dinero según a lo que se quiere optar. Por supuesto que la dejé allí plantada y me llevé títulos y documentos alegando, con educación, que era un robo, un atraco a mano armada, descarado y denigrante.
Salí de allí indignadísimo, cabreado con algo que me pareció tan surrealista que no fui capaz de reaccionar al momento. Parece mentira pero un Servicio que debería ayudar al ciudadano, al contribuyente, estar a su servicio para lo que se necesite, pues para eso se creó y para eso se gastan nuestras perras, se dedica, en horas de crisis, a sablar a más no poder. Habría que ver quién se está enriqueciendo con el tema (el amigo de turno, ya os lo digo yo) y quién, por supuesto, lo está permitiendo ( también os lo digo si aún no lo habéis intuido, empieza por Sán y acaba por chez). Pero lo duro no es sólo que se tiene que pagar para poder optar a un puesto de trabajo que en la mayoría de las ocasiones está agenciado de antemano, sino que los caradura tienen la desfachatez de hacer pagar también, por ejemplo, por pedir un certificado de empadronamiento, un simple y ridículo papelito que dice que vives y pagas impuestos en Calafell, y no poco, 3 eurazos. Y pensaréis, "bueno tampoco es para tanto, normalmente nadie o casi nadie necesita un certificado como ése"... MEC!!! Error, si uno quiere inscribirse en el nuevo y flamante Gimnasio de Calafell y beneficiarse del mínimo descuento que se ofrece por ser de Calafell, necesita el dichoso papel. Conclusión: negocio redondo! 1000 abonados al Gym, x 3 euros cada uno... unos... 3000 euros de ganancia by the face? Increíble pero cierto. Hasta dónde vamos a llegar? No lo sé, pero lo que está claro que aquí o se mueve la gente, la gente joven, para cambiar un poco el panorama, o nos vamos todos a la mierda, eso sí, los chupones los últimos!

domingo, 13 de diciembre de 2009

Meretrices de la Educación.

Hace ya bastante tiempo que estaba pensando en realizar una entrada como esta, en escribir un artículo que de una vez por todas pusiera los puntos sobre las íes y también las tildes sobre las tónicas que por la regla general lo necesitaran, ¿porqué no?, sobre la situación que está viviendo actualmente el colectivo de los profesores sustitutos, entre los que lamentablemente me encuentro, en este nuestro gran país o, en su defecto, región autonómica, para quien no se sienta a gusto con tal calificación, pues aquí hay gustos para todos y por ello cosecuentemente denominaciones amplias y abiertas para todos también. Escribo para explicar la situación de los sustitutos de este país o región autonómica, decía, que se autodenomina socialista, más por chaqueta que por actitud, pues bien poco lo demuestra, y explicar, con argumentos, lo más claramente posible, qué está pasando o por lo menos plantear de manera objetiva lo que está sucediendo en el ámbito de la Educación en Cataluña. Comprendiendo quizá la situación que sufrimos yo y el resto de desafortunados sustitutos parados es posible que no parezca que me dedico sólo a llorar por mi situación como superficialmente puede parecer que hago a ojos de los que únicamente véis mis quejas y lamentos por el Facebook.
Por mucho que cueste creer, ser profesor no es nada sencillo, o por lo menos no lo es conseguir trabajar como tal. El sistema de concurso-oposición es complicado y sobre todo increíblemente injusto, muchos ya lo saben, pues no se valoran únicamente las capacidades y los conocimientos del que se presenta sino que también se consideran muy mucho los méritos, la experiencia, los puntos acumulados vamos, por lo que los que son jóvenes y muy capaces en la mayoría de las ocasiones se encuentran en evidente desventaja frente a los perros viejos que llevan muchísimos años arrastrándose por las aulas, los de la vieja escuela, con muchos puntos, pero sin plaza y sin poseer, normalmente, mejores condiciones docentes que los jóvenes. Pero lo que aquí me ocupa no es criticar un sistema de oposiciones tan obsoleto, que valora más los puntos que se acumulan por inercia que la verdadera capacidad real docente del futurible profesor. Lo que desde estas humildes líneas se quiere denunciar es la lamentable y denigrante situación a la que se ven abocados muchos, miles quizá, sustitutos que trabajan o mejor dicho, han trabajado para el Departament, manteniendo y sustentando en muchas ocasiones el sistema educativo del que tantas veces se alardea, y que ahora, en una situación de grave crisis económica internacional y nacional, más grave si cabe esta última, se desprende de ellos como si nada, como si molestaran.
Se pueden plantear varias cuestiones que quizá no puedan responderse fácilmente, o sí, quién sabe, pero seguramente sí pueden ayudar a conformar una idea del tono raro y extraño con el que se ha ido tiñiendo todo el panorama educativo en los últimos meses y que ha derivado en la situación que se denuncia, y aunque los sustitutos son los perjudicados directos, la educación y los chavales son los que verdaderamente sufren el mayor descalabro, y de ellos nadie habla ni denuncia. Algunas de esas preguntas. ¿Cómo se puede explicar que de un año para otro … , no, perdón, hay que ser más exactos, de un curso para otro … ,no, otra vez, disculpad, hay que hilar aún más fino, de un mes de julio a un mes de septiembre del mismo año, ahora sí, cómo es posible, decía, que en un período de tiempo tan corto cambien tantísimo las cosas? ¿Cómo se puede comprender que de la noche a la mañana un professor que lleva tres años, en mi caso, pero hay otros que llevan mucho más tiempo, trabajando para el Departament se quede sin trabajo? Ciertamente muchos podrán pensar que la crisis afecta a todos por igual, pero por favor, que no nos timen, … “que no nos engañen, que nos digan la verdad”… como dice el gitanico del APM. Que pinche la construcción, que se sustentaba en una economía fictícea e hinchada por inmobiliarias, en una burbuja que se veía venir que tarde o temprano iba a explotar, es algo más o menos normal, era algo casi predecible, pero que se resienta la Educación me parece lo más bajo. En este país crear empleo no es nada sencillo, y ya vemos como ZP se las está viendo canutas para colocar a la peña que abarrota día tras día las oficinas del INEM. La construcción se ha ido al carajo, y más aún se va a hundir, el turismo, cada vez peor, de playa y botellón básicamente, no se cuida lo más mínimo y los destinos que ofrecen lo mismo o mejor y más barato empiezan a abundar, y aquí al ladito, pongamos Turquía, Croacia, Túnez, y un largo etcétera. ¿Qué le queda pues a este país? Poca cosa si no se cuidan campos como el de la investigación y la medicina, ojo que se están largando los mejores al extranjero, y la educación, que la están empezando a crujir de lo lindo.
Más preguntas rollo Expediente X. ¿Cómo se puede explicar que siempre que se consulta la página oficial del Departament d’ Educació, las noticias titulares hablan sobre inaguraciones de Centros Educativos en Lleida, Girona, etc… por el Excelentísimo Conseller Maragall y Su Puta Madre. ¿Cómo es posible que anuncian que el curso 2009 – 2010 cuenta con no sé cuántos más estudiantes que el curso anterior o que el presupuesto del actual curso es casi un 4% superior al del año pasado? Que me perdonen los que de números saben, pero… a mí no me salen las cuentas y éso toca bastante los cojones si hay que ser franco, al tanto, sin mayúsculas ni mala leche. Si hay más centros, si hay más alumnos, si hay más presupuesto, y se dispone de los mismos profesores que el año pasado… ¿No es lógico que los sustitutos trabajaran igual o más que el curso anterior? ¿Qué sucede en las clases cuando falta algún profesor si no llaman a un sustituto? Obviamente se lo montan entre todos los profes que están por allí, se estiran los horarios, hacen guardias en clases del que falta, mandan deberes o hacen sus propias clases en esas horas, etc… en definitiva, van trampeando con el objetivo de no tener que llamar a un sustituto. Cuando antes a los 3 días de ausentismo ya se buscaba a un reserva, ahora se esperan mínimo dos semanas. La pregunta que se deriva al caso es obvia, ¿Cómo se pretende ofrecer una educación competente y de calidad en tales situaciones? Hay alumnos que se juegan su futuro en la Selectividad y para ellos perder dos semanas de clase es perder un mundo. Los que realmente pierden en esta partida son estos últimos, los estudiantes, y luego a los profesores nos venden la moto sobre una educación personalizada, basada en la atención a la diversidad, la evaluación contínua… a los que se les ocurren todas esas ideas querría verlos yo con 40 adolescentes en una clase. Que oferten más plazas o que cojan a más sustitutos y se dejen de chuminadas teóricas que quedan muy bien pero que en la mayoría de los casos no son aplicables.
Lo cierto es que la culpa no es de los Centros o los Directores, que se quejan y bastante, sino de las directrices implantadas por el Departament. Estas son claras y dicen mucho de su política, ya que se han dirigido desde principio de curso, ya en septiembre, a recortar y a suprimir gastos innecesarios, a ahorrar en todo lo que se pueda, y al parecer, el colectivo de profesores sustitutos ha sido el primero en recibir el balazo, y a traición. Eso sí, los famosos ordenadores para los niños de 3º de ESO, son necesaricísimos desde el punto de vista formativo, o político quizá?, por ello están financiados a medias entre padres, jodidos ya de por sí por la crisis, y el Departament, como si la situación de este último fuera boyante. Cuestión. ¿Hasta qué punto son necesarios unos ordenadores para cada alumno en las clases? Qué se pretende que aprendan que no sepan ya? en la era de las tecnologías, con una generación que nace habituada totalmente a teléfonos y ordenadores, es tan necesaria la farsa? Un caramelo para acallar bocas críticas y todos tan contentos. No sería más efectiva una educación más personal, con profesores para grupos reducidos? ¿No se distraerían menos los alumnos? sería ciertamente un poco más aburrido y menos progre, pero seguramente más efectivo. Y ¿Metiendo en un mismo aula a 10 alumnos más, estirando las posibilidades del profesor y de los mismos alumnos, se gana algo? Más bien se ahorra, pero se pierde muchísimo más.
Otra cuestión, la que quizá verdaderamente afecta a nuestro futuro, al de los sustitutos quiero decir, es la que se refiere al tema de las bajas. En ella se apoya y justifica el Departament cuando uno intenta informarse sobre el porqué nadie los llama para trabajar, “… es que no hay bajas, es que no se cogen bajas, es que…” Por favor, que no nos engañen de nuevo. Vamos a ver, lo normal es que a lo largo del curso siempre haya, por el motivo que sea, alguna baja laboral de uno o varios profesores. Como en cualquier trabajo, existe la posibilidad de enfermar o lesionarse, y por lo tanto, la necesidad de coger la baja y en consecuencia buscar a otro profesor, a un sustituto, que la cubra. La cuestión es que en este nuevo curso, sorpendentemente parece no haber bajas, y si las hay, que son pocas, suelen ser muy cortas. Más preguntas, ¿Cómo es posible que de manera tan repentina los profesores, que antaño cogían bajas más o menos regularmente ahora no lo hagan? ¿es que mentían antes cuando las cogían? y todos sabemos que los funcionarios tienen fama de ser cuentistas y aprovechados del sistema, pero no hasta el punto de que todas las bajas fueran una farsa. ¿O es que ahora ya no se ponen malos porque han aprendido a controlar su cuerpo hasta el punto de evitar o ser inmunes a las enfermedades? ... y eso que la Gripe A este año está haciendo estragos… Que nadie se lo crea, que no nos tomen el pelo, que el número de bajas sigue siendo el mismo, si es que no han aumentado, lo que sucede es que el Departament, con el ansia de ahorrar y recortar, no las cubre porque no le da la real gana. Y eso es lo más grave. Prefieren tener a un profesor enfermo y su plaza vacante a tener que buscar a un sustituto y tener que pagarle. Tremendo pero cierto, y luego se les llena la boca, sobre todo al Conseller Maragall, con la excelencia y la calidad de la educación. Se lo puede creer él, que lo ve todo desde su despacho, pero la realidad no es tan bonita ni tan cierta.
Ya para acabar esta denuncia del sistema, y después de halagar merecidamente las pautas implantadas por el Departament y el pájaro del Conseller, simplemente mostrar cómo es la situación precaria en la que se ven inmersos los profes sustitutos que están jodidos por el sistema educativo y que además éste mismo no los deja desarrollarse en el ámbito laboral, pues los lastra enormemente.
El problema que encuentran los profesores sustitutos que por h o por b están desempleados, si no es suficiente problema el estar sin trabajo, es que no pueden buscar otro curro así por las buenas. Y que nadie piense mal, que somos pepillas que nos hemos “malacostumbrado” a la buena vida y ahora no queremos bajarnos del tren de la comodidad, nada de éso, es más, todo lo contrario, y quien bien me conoce de sobra sabe que me apunto a un bombardeo, laboral, por supuesto, que lo bélico nunca ha ido conmigo, ni en las consolas. La cuestión es que por muchos currículums que se echen, personalmente o vía internet, lo más eficaz en estos días, nadie o casi nadie dice nada, no existe ni la posibilidad de realizar una entrevista, simplemente no hay contestación. Y no lo hacen por varias razones. Primeramente, ninguna empresa quiere contratar, y con razón, a alguien que puede largarse a la mínima de cambios, es decir, tan pronto reciban la llamada mágica, lo mismo da los estudios y los másters que tenga. Prefieren a otro aunque no esté tan cualificado. En segundo lugar, ninguna empresa quiere contratar a alguien que esté “malacostumbrado” a trabajar cómodamente y ganar un buen sueldo, es decir, a alguien que posea una Diplomatura o una Licenciatura, pues a la mínima que se les exija un poco seguramente se quejarán, por la dureza del curro, por las horas que se hagan o lo poco que se cobre. Por ello prefieren a currelas sin formación que son capaces de comérselo todo. Además, en tercer lugar ya, existe la competencia feroz entre posibles candidatos a un miserable puesto de trabajo. Por más capacitado que estés, por más seguridad que tengas en que cumples a la perfección con el perfil que se busca, siempre, siempre y siempre, parece ser que hay alguien, que no se sabe de dónde cojones sale, que se ajusta mejor que tú a la oferta laboral en cuestión.
Además, y esto es quizá lo más grave de todo, no podemos comprometernos en un posible nuevo trabajo, siempre y cuando tuviéramos la fortuna de encontrarlo, pues tan pronto nos convocan y nos llaman del Departament para cualquier sustitución, tenemos que dejarlo todo y presentarnos al día siguiente en el centro correspondiente o en su defecto perder el número de la maldita lista que tanto cuesta tener y que baje año tras año. ¿Qué significa o supone esto? Piensan que mientras no trabajamos como profesores nos estamos tocando las narices, tranquilamente esperando en casa, viviendo de la caridad de Dios y alimentándonos del aire? Realmente piensan que es lógico que nos llamen para una o dos semanas en el mejor de los casos, para quizá media jornada o si las cosas se tuercen para sólo un miserable tercio de jornada, y tengamos que dejalo todo, si hemos tenido la fortuna de encontrar un trabajo mileurista, para luego volver a estar en la misma situación de desempleo y eterna espera? Creen que pueden tenernos a su disposición cuando les plazca, piensan que simplemente estamos a expensas del Departament y por ello debemos estar disponibles siempre, en cualquier momento, para ellos, y que además nos pueden comprar al precio más irrisorio, nos pueden pagar con medias jornadas o tercios de jornada que no suponen más de 600 euros al mes y no te permiten compaginarla con otros trabajos. La sensación prostibular del sistema es absolutamente denigrante. Somos meretrices de la educación, por no decir claramente putas y guardar las formas que ahora que pienso no son para nada necesarias, putas que se venden por las migajas que el Departament ofrece para poder ahorrarse unos euros, que se venden al mejor postor. Migajas que se comen unos sustitutos que son en muchos casos, y creo que me repito, los que mantienen en pie el sistema, los que tiran del carro en muchos centros, mientras los titulares se tocan la figa o los huevos, dependiendo del género del profesor en cuestión. Es totalmente lamentable que traten a los sustitutos, futuros titulares, que no lo olviden, de una forma tan despreciable.
Está claro que la solución está en manos de los mandamases de la Generalitat y del Ayuntamiento, es decir en manos del Departament y del Consorci, del Maragall de los Cojones como diría Salander, aún así, también es muy posible que el tema se la sude bastante a todos los peces gordos, por lo que desde nuestra más miserable situación de inoperancia, pues ni los sindicatos se mojan por nadie ni mueven ficha, ya que los que los sustentan son los profes con plaza y recursos y no los malditos sustitutos, creo que los profesores que nos encontramos en esta situación tenemos tres posibles maneras de actuar, la primera más lógica, realista y pragmática, y las otras dos mucho más locas y surrealistas.
1. Esperar pacientemente a que nos llamen, viendo cómo pasa el invierno y cómo llega la primavera con sus dulces pajarillos. Sin preocuparnos demasiado, pues el aire nutre y alimenta y por eso mismo no se necesita nada más para sobrevivir, sólo la esperanza en un futuro mejor.
2. Crear un grupo de asalto sicario-terrorista, que se dedique a intimidar o en el peor de los casos a romper piernas a aquellos profesores que no cumplen como es debido con su labor y no se cogen la baja cuando toca, realizando intervenciones sorpresivas en centros educativos y/o domicilios particulares.
3. Viendo el éxito mediático que está obteniendo Haidar, la activista sahariana, debería plantearme a título personal o colectivo en el caso que alguien quisiera unirse, y muy a mi pesar pues no sé si sería capaz de aguantarlo, encadenarme a las puertas de la casa del Maragall e iniciar una huelga de hambre como protesta por la lamanetable y denigrante situación en la que nos tiene metidos. ¡Qué no estamos tan mal! diría Laporta, y ciertamente, hay gente que está en una situación mucho peor, que tiene verdaderas necesidades y que empiezan a incluso pasar hambre, pero eso no quita que lo que estamos pasando los susti sea lo suficientemente grave como para denunciarlo.

Ante todo este percal, amigos, obviamente cualquiera se hunde y deprime. El sentimiento de impotencia y frustración es indescriptible, pero no queda otra que aguantar y esperar la llamada del amor.

miércoles, 18 de noviembre de 2009

Piratas a jornada completa.

Se acabó. Por fin. Hoy sí se puede decir ya. Los tripulantes del atunero secuestrado en Somalia han sido final y felizmente liberados. Tenemos que estar contentos porque después de más de mes y medio retenidos, en unas condiciones poco deseables con piratas medio drogados, cansados, armados, por supuesto, y desesperados, apuntándoles a la cabeza, la situación se ha resuelto sin consecuencias trágicas. Afortunadamente ya están camino a casa, a las Sheychelles concretamente que es casi mejor que casa, todo sea dicho, un paraíso en la tierra, aunque seguro que lo que realmente quieren es volver con su familia, no hagamos bromas de mal gusto a estas horas y en estas situaciones, y el paraíso lo dejaran para la noche de reconciliación o de reencuentro, si es que logran aguantar la espera. Y es que el mar da mucho hambre, ya lo decía mi madre cuando íbamos a la playa y se traía las reservas de platanos que nadie quería en casa pero que se devoraban en esas tardes veraniegas.
Lamentable es todo el circo que se ha montado entorno al caso, con jueces a lo superman por un lado y negritos disfrazados a lo guantánamo de paseo en paseo por Madrid por otro, y sobre todo que un gobierno, o varios, pues el español no es el único que ha tenido que pringar, se vea chantajeado por un grupo de simples delincuentes que piden a cambio de la liberación de los marineros unas cantidades de euros desorbitadas. Censurable es que el gobierno haya cedido, ante la presión social poco más cree poder hacer, pero tal y como alegaba la Raola el otro día en la tele, ciertamente, con Miguel Ángel Blanco no se cedió, y ahí quedó el chaval, en la cuneta. Por qué con unos no y con otros sí? Está claro que los armadores vascos mueven unas cantidades de dinero muy importantes, hasta el punto que la seguridad privada, formada por el gobierno con el dinero de todos, es absolutamente necesaria, y al parecer esa es una cuestión mucho más loable de defender que no la de un edil cualquiera. Las familias, por supuesto, piden que el gobierno actúe, ceda, devuelva a los piratas, pero con la cabeza bien fría y el pulso firme, no debería cederse. No hablamos aquí de negociar una tregua con ETA, que también tiene armas, pero que es una cuestión que lleva más de 40 años sobre la mesa, sinó de pagar a cambio de la libertad y la vida de personas, unas cifras en euros astronómicas. No es cierto, como alegan las familias, que se jueguen la vida por España, como se ha escuchado últimamente por las noticias, que son unos valientes y todo por el bien del país, Vasco en este caso. No señores, ahí no tienen razón. Se juegan la vida, sí, pero voluntariamente y cobrando unos sueldos que pa' que! Hay caladeros en otras partes del mundo, pero ahí hay más pescado, más atún, 6.000 euros la pieza... echad cuentas y veréis si interesa o no a los armadores pagar la seguridad, o más bien que el gobierno ayude y pringue con la deuda. Más de 2 millones y medio de rescate más gastos adicionales, dicen que un kilo por día. Ahí es ná. Es fácil conseguir que el Gobierno, pobre Chacón con la que le está cayendo nada más llegar y recién parida, amoquine, se monta un poco de jaleo y escándalo con cámaras por aquí y por allá y fuera. La opinión pública parece ser la que manda.

El otro punto a tocar es el de los piratas. Es un buen negocio. Deberían crear un máster o un posgrado de especialización. Y no es algo nuevo, los piratas siempre han existido y de hecho, el Índico es uno de los lugares más peligrosos. Con conocimiento de causa sé que el área de Indonesia y Malasia, donde el mítico Sandokhan protagonizaba sus aventuras contra los británicos, era antaño una zona especialmente propicia para la actividad. No obstante en los últimos años la zona de Somalia se ha convertido en el epicentro de la actividad delictiva pero muy productiva de los piratas. Y es que el negocio es seguro y rentable. Cuantro barquitas, cuantro metralletas de las tantas que hay por el país, y ale, al abordaje. Al ver que el primero pagó, los demás hicieron lo mismo, y los somalís vieron el filón rápidamente, tanto que es imposible no pensar que el gobierno somalí, o lo que allí exista, señores de la guerra o caciques de la región, no tenga nada que ver. Más que piratas deberían ser llamados corsarios, es decir delincuentes del mar pagados, subvencionados, y protegidos por el Rey o el Gobierno, como antaño Francis Drake por ejemplo.
Para acabar la entrada de hoy, la parrafada que se me ha ido de las manos, el poco trabajo y el desánimo por las pocas perspectivas futuras contribuyen a ello, simplemente decir que, aunque Dios no lo quiera, y ahora que lo digo creo que se recurre demasiado a Él en este blog, aunque nadie desee, decía, más secuestros en futuros venideros, por si acaso, por si pudiera suceder, reclamar desde este pequeño rincón de la Red, cada vez más solitario y con un eco social escaso, ciertamente, que se cambien los nombres a los barcos vascos que faenan por esos mares lejanos. Que les pongan nombres bonitos, de sus mujeres, de sus hijas, de personajes de ficción... Alakrana suena muy mal la verdad.